Make my system flow

Creo que existe una fuerza extraña e invisible que hace que cuanto más te esfuerzas en que las cosas salgan bien, más se tuercen. Como si todos tus esfuerzos siempre tengan que verse fastidiados por algún motivo u otro. Da igual, pueden ser otras personas, una pareja o tu mismo. A veces se hacen y se dicen cosas sin saber muy bien por qué, quizás son espinas clavadas que en momentos dados pueden salir haciendo que todo se vuelva a ir al garete.

Por eso digo que esa fuerza extraña siempre esta ahí al acecho, preparada para fastidiar los planes de todos. ¿Será porque nos esforzamos demasiado en que todo sea de una manera determinada? ¿Porque no improvisamos? ¿Porque hay que dejar que las cosas pasen solas? A veces estamos un poco perdidos por eso de hacerlo o no hacerlo, y al final cuando ya lo has dispuesto todo y esta todo preparado, pum, algo ocurre.

Quizás es porque tenían que ocurrir. Quizás nuestra propia insatisfacción hace que ocurran sin más. Quizás somos demasiado inconformistas y siempre queremos más y más. O quizás es eso de que siempre se quiere lo que no se tiene. Y ese paradigma infinito siempre se alarga y se alarga. Porque siempre habrá algo que no tengas y que quieras. ¿Y entonces? Así son las cosas. Empiezo a pensar en serio eso del mal de ojo, alomejor alguien me lo ha echado y se ha ido tan tranquilamente. Quizás hay alguien por ahí intentando chafarme las cosas. Puede ser.

El caso es que siempre pasa algo. Y ayer fue San Valentín. Que sí, que es una tontería y que el amor se demuestra día a día. Pero ¿es que acaso a nadie le gusta que le digan lo mucho que te quieren o que te hagan un detallito sorpresa en un día como ese? Que si se hace solamente ese día, pues apaga y vamonos. Pero si eso viene de la persona a la que quieres y que siempre esta por ti, te mima, te cuida y esas cosas ¿Qué más quieres? San Valentín es una tontería si, pero es una de esas tonterías que a mi me gustan. Que le vamos a hacer. Eso si, el amor se demuestra siempre, a cada paso, por cada gesto que haces, y por cada sonrisa que le dedicamos a la otra persona.

El caso es que esta entrada es un puñado de ideas sueltas y de reflexiones, nada más. Quizás hay que dejar que dejar que las cosas fluyan, forzarlas es un error. Tanto cuando se hacen planes, como por San Valentín.

Y eso es todo 🙂

yliñuñuo

Anuncios

4 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Estoy de acuerdo contigo, no hay nada mejor que dejar que las cosas fluyan por si solas, como bien señala una cita “Al final todo saldrá bien y si no es que no es el final”.

    Un abrazo,

    https://confesionesydesvarios.wordpress.com

    Le gusta a 2 personas

    1. Cristina dice:

      Exacto, no hay que forzar las situaciones 🙂 Muchas gracias por tu comentario, me ha gustado la cita ^^

      ¡Un saludo!

      Me gusta

  2. Me encanta esto, de verdad. Tienes razon en eso de que hay que dejar que las cosas fluyan, muchas veces empezamos a hacer planes y lo unico que conseguimos es angustiarnos por no poder llevarlos a cabo ya.

    Un saludo.

    algoinsignificante.wordpress.com

    Le gusta a 1 persona

    1. Cristina dice:

      Sin duda! A veces cuanto más empeño ponemos,más lento parece que ocurra…. si ocurre lo que estamos esperando!!

      Gracias por comentar!
      Que tengas buen comienzo de semana!! 😉

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s