Raindrops

Hoy me he levantado contenta, positiva y feliz. La verdad es que no hay una razón real o algún motivo en concreto que me haga sentir así, simplemente todo va sobre ruedas. Siento que estoy en el lugar adecuado, en el momento adecuado. Estoy donde quiero estar y con quien quiero estar. Claro que hay cosas que cambiaría, pero esos pequeños detalles no pueden con mi buena energía (de momento).

Quizás sea porque es viernes, o porque se acerca Diciembre, uno de mis meses preferidos. Quizás es por que la Navidad está a la vuelta de la esquina, o por la compañía. Fíjate que hasta me apetece ir a trabajar. Ojala fueran todos los días así. Ayer por ejemplo, fue todo lo contrario, no tenía ganas de hacer demasiado, y tener que pasar toda la tarde trabajando no ayudaba. Hoy, sin embargo, me siento llena de energía y positivismo. Quizás es porque está lloviendo, y la lluvia me tranquiliza. Hay gente que detesta la lluvia, pero por algún motivo a mi los días lluviosos me resultan muy inspiradores. La gente está más relajada y apetece mucho más quedarse en casa o ir a tomar un café caliente en algún sitio con alguien especial, que es lo que a mi me gusta hacer.

Sí, a mi los días de lluvia me inspiran, y hoy además me siento como en una burbuja de color rosa, es decir, me siento muy ñoña. Romántica, atontada, cursi o como queráis llamarlo. Suelo tener días así y por si eso no fuera poco, esta mañana me ha dado por ponerme a escuchar las canciones de Pablo Alborán, y claro, eso también ha contribuido.

Ay, el amor.

Qué será que es lo que nos engancha a una persona, a sus gestos, a sus miradas, hasta a su manera de andar. Pura química. Creo que nunca entenderé ese sentimiento tan irracional, porque elegimos personas, o porque ellas nos eligen a nosotros. A decir verdad, no elegimos, somos puras víctimas de esa extraña fuerza. Aunque a veces no sale bien, yo me alegro de haber sido tu víctima, de estar irracionalmente enganchada a ti. A tu manera de reír, a tus ojos marrones y a la manera en la que me miras.

Y aquí me encuentro, mirando las gotas de lluvia que resbalan por la ventana de mi habitación, llevándose los problemas, el estrés, el agobio del día a día, pensando en todo y en nada a la vez. Feliz.

largefmhj xscscsc

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s